CONJUGAR JUNGLA

 

Sentir la jungla,

la densidad sensorial, la barroca algarabía de la vida…

Una marabunta abultada de naturaleza solapándose una con otra sin control.

No es ese lugar confortable que te permite relajar mente y espíritu:

absorbe tus esfuerzos, te saca del camino, te obliga a ir por senderos desconocidos de apoyos inciertos y recalcular tus posibilidades a cada instante.

Somos un conglomerado de densas vivencias

superpuestas en múltiples capas multicolores sedimentándose bajo nuestros pies.

Conjugar Jungla es el ejercicio de despiece de una experiencia vital

que pisa insondados territorios expresivos.

Una aventura informal que juega con la quimera de conjugar lo indomable

Renzo Bellini

Deja un comentario